Reinventarse en tiempos de crisis. El miedo como motor de cambio.

Lo que está sucediendo en el mundo entero sobrepasa los límites de mi imaginación y la incertidumbre se apodera de mi mente a intervalos más o menos regulares dando lugar al miedo.

De todas las emociones con las que me he ido encontrando estas últimas semanas -ansiedad, tristeza, indignación- el miedo que me provoca sentir mí supervivencia, mi libertad y mi salud amenazadas me ha paralizado en determinados momentos, dando lugar a sensaciones muy desagradables y reacciones físicas inesperadas…

En este momento más que nunca, soy consciente de que muchos de los factores que hasta ahora intervienen en mí supervivencia y bienestar están fuera de mi control, supeditadas a la economía mundial, leyes y demás decisiones fuera de mi alcance, lo cual me produce miedo e inseguridad.

Me urge tomar responsabilidad y cambiar la incertidumbre que me provoca en ‘no saber lo que va a pasar’ por una dosis extra de creatividad y esfuerzo en:

  • Identificar qué es lo que mí me da seguridad.
  • Dar los pasos necesarios para cambiar esa incertidumbre por la certeza de que estoy haciendo todo lo que esta en mis manos para proveerme de ello.

A mí me da seguridad cultivar mi propio alimento y establecer redes de abastecimiento de productos locales y evitar que mi alimentación dependa de los supermercados.

A mí da seguridad conocer la manera de transformar las materias que mi entorno me ofrece para conseguir productos útiles que reducen mi necesidad de comprarlos.

A mí me da seguridad ser coherente con mis valores y apoyar al comerciante minorista de toda la vida aunque su producto me resulte a veces un poco más caro.

A mí me da seguridad ser capaz de redirigirme, aprovechar las herramientas a mi alcance y aprender a marchas forzadas, para continuar ofreciéndote la oportunidad de aprender a elaborar un producto multiusos de gran eficacia a partir de las cenizas de tu estufa o chimenea, que sustituye a infinidad de productos de limpieza y otros productos químicos usados habitualmente, para ayudarte a ser cada día un poco más autosuficiente y tener más control sobre tu supervivencia y bienestar.

*Desde el punto de vista biológico, el miedo constituye un mecanismo de supervivencia y de defensa, surgido para permitir al individuo responder ante situaciones adversas con rapidez y eficacia. En ese sentido, es normal y beneficioso para el individuo y para su especie.

Escribe tu comentario